NOTICIA

Paco Zafra, coordinador del CVC y entrenador de la Selección Andaluza Mini, "Lo más importante en un Campeonato de España es armar familia y que los juagadores sepan que ni el esfuerzo ni la sonrisa se negocian"

Hablamos con Paco Zafra, coordinador y entrenador de la Asociación Deportiva Colegio Virgen del Carmen y entrenador de la Selección Andaluza de Minibasket tras conseguir la medalla de plata en el Campeonato de España

P: Obviamente el balance del campeonato es positivo, pero si te tuvieras que quedar con un detalle o momento en especial ¿cuál sería?

R: Lo más especial a estas edades es la charla con los niños antes de que se acuesten. Parece un poco surrealista pero, con niños de 11-12 años, que viven por primera vez un campeonato de élite, las charlas de la noche son muy importantes para que se acuesten relajados y con muchas ganas de divertirse jugando al deporte que más les gusta. Esos momentos suelen ser muy importantes y, sobre todo, especiales, porque se exteriorizan muchos sentimientos de los niños que a lo mejor es la primera vez que lo hacen.


P: ¿Y de qué se habla en ellas?

R: Les solemos preguntar primero por cómo ha ido el día, qué les ha parecido, si se han divertido... Después se habla un poco del plan del día siguiente y se comenta algo del próximo partido, pero muy poco.


P: Entiendo que es muy diferente trabajar con un equipo todas las semanas a ir con la selección que es todo mucho más acelerado, ¿qué diferencias hay a la hora de armar un grupo en tan poco tiempo?

R: Nosotros trabajamos en 16 sesiones distribuidas 5 semanas en las que, a nivel técnico, se les magnifica lo que hacen bien porque no hay tiempo de corregirles y a nivel táctico nos apoyamos mucho en lo que ellos trabajan en sus clubs, porque no hay tiempo para, por ejemplo, preparar un sistema de ataque. En el caso del campeonato de España Mini, lo que más trabajamos son los ida y vuelta y el balance defensivo.


P: Y a nivel de grupo, ¿cómo es armar un equipo?

R: Nos centramos, y es algo que le repetimos mucho, en "armar familia". Les decimos que esto es la familia de Andalucía, que estamos representando a todos los jugadores mini de Andalucía, que ni el esfuerzo ni la sonrisa en la cara se negocian y que tengo que tengo que darlo todo por mi compañero. Ese sentimiento de trabajo en equipo se fomenta desde que entran por la puerta, tanto entre ellos como el staff. Es fundamental porque son niños que han pasado por muy pocas situaciones de sufrimiento, y en el deporte hay que saber sufrir. Si somos familia, estamos unidos y nos apoyamos los unos a los otros vamos a resolver mejor los problemas.


Paco Zafra durante un partido de la Selección Andaluza.

Paco Zafra durante un partido de la Selección Andaluza.


P: Para elegir a los jugadores que irán al campeonato de España primero se hace una preselección de 24 jugadores de los que saldrá la lista final. ¿Es muy duro ese proceso?

R: Una vez tenemos la preselección, para sacar la lista final hacemos dos entrenamientos de un día en los que se sacan 15. Después, en un fin de semana de trabajo con ellos, se sacan los 12 definitivos que irán a la selección. Para mí es el momento más difícil, porque le estás diciendo a niños de 12 años que se queden a las puertas de ir a un Campeonato de España.


P: ¿Se nota en esos entrenamientos la presión?

R: Sí, incluida la de su familia y equipo, aunque sea buena. Ellos cuando llegan allí van con una mochila cargada de muchas cosas, además de ilusión, pero se les nota presionados. De hecho, hay una gran diferencia cuando ves a los jugadores entrenar en 24, en 15 y cuando está la lista de 12 definitiva. Ahí están ya más relajados y se nota el cambio en el juego y fuera de la pista.


P: ¿Influye la actitud de un jugador fuera de la cancha a la hora de elegirlo?

R: Por supuesto. Yo en estos doce años que llevo de entrenador en la andaluza ha habido muchos jugadores que técnicamente estaban preparados para venir pero no habían desarrollado su personalidad, eran más infantiles... Y hemos tenido que dejarlos fuera. Hay que tener en cuenta que ellos van a jugar en un pabellón con un millar o medio millar de personas y, si tu personalidad no es medianamente madura, te vienes abajo y pasa a ser una experiencia muy negativa para un niño tan pequeño.


P: Volviendo al campeonato, siempre queda una espinita clavada. Al margen de la final, ¿qué se te queda en el "debe" de este año?

R: Sobre todo queda la espina deportiva. Perdimos una final contra una selección catalana que siempre prepara más el campeonato. Por lo demás nada, en un campeonato Mini lo bueno es que los niños son muy transparentes. Siempre digo que me llevo más de ellos que lo que yo les he podido enseñar.


P: ¿Cómo has visto el nivel de tu selección y de los rivales?

R: Siempre hay dos niveles de selecciones, con Cataluña, Valencia, Madrid, Galicia y Andalucía que estamos siempre arriba y luego el resto. A nivel de jugadores no he visto tanta diferencia como el año pasado que pudo haber más por el covid. Este año se ha visto un nivel muy alto y a jugadores con mucho futuro.


P: ¿Observas mucha progresión respecto a cuándo empezaste?

R: Sí, hace 10-12 años, cuando empecé, hasta ahora, el nivel ha subido muchísimo, sobre todo en los entrenamientos. Ves que las selecciones se preparan todo mejor y se nota que se está trabajando en España mucho más el baloncesto porque cada vez hay más jugadores de mucho más nivel, no sólo en Mini.


P: ¿Qué te llevas del Carmen para aplicar en estos campeonatos y qué te traes de allí para aplicarlo en el CVC?

R: Algo fundamental que me llevo allí es la humildad, es algo que me han inculcado en el CVC y que, desde que entro por la puerta aplicó, es igual los años que haya ganado o en las ediciones que haya estado, cada año es como el primero para mí. De mi casa del Carmen siempre me llevo la humildad y el trabajo en base a esa humildad. De allí me traigo al CVC gratificación como entrenador de haber podido entrenar a la élite, me siento un afortunado de hacerlo, aunque sea a estas edades tan tempranas. En Andalucía habrá miles de entrenadores y yo soy uno de esos pocos afortunados en ir.


P: ¿Un objetivo?

R: Ninguno. Seguir aprovechando y disfrutando de las oportunidades al máximo y si en algún momento me vuelven a llamar para la española (ya lo han hecho en dos ocasiones), aprovecharlo de nuevo al máximo. Para mí queda ese gusto de, siendo un entrenador de patio de colegio, haber llegado a este nivel.

Patrocinadores: PINDEVA Layma PintuRom Trasnportes Sierra Morena
Colaboradores: Imprenta TC Talleres Castro